¡Colabora!Mapa de países
AR EN ES  

El coste humano y financiero de la detención de personas extranjeras en el este de Europa

Mapa subido el 14 mayo 2014

Palabra/s clave:,

Comentarios

«La entrada en 2004 y 2007 de nuevos Estados miembros y la posterior integración de algunos de ellos en el espacio Schengen en diciembre de 2007 provocaron el desplazamiento de las fronteras exteriores de la Unión Europea hacia el este. Durante el proceso de adhesión de estos nuevos Estados miembros, la UE fomentó y apoyó políticas de identificación, detención y expulsión de migrantes. Del mismo modo, la UE financió proyectos destinados a incrementar la capacidad de internamiento de los campos situados del otro lado de su frontera exterior.
Ucrania y Turquía representan dos ejemplos destacados de ello: la situación geográfica de cada uno de estos países hace que sus vecinos europeos den una prioridad casi absoluta a los controles migratorios en estas regiones. […] Así, la UE comenzó a prestar apoyo financiero y operativo a Turquía en el marco de su incierto proceso de adhesión, y a Ucrania en el de su ‘política de vecindad’.
Se han dedicado considerables sumas de dinero a respaldar el control y la ‘gestión’ de los migrantes que pasan por Ucrania, lo que comprende la construcción de nuevos centros de internamiento de extranjeros. […] A pesar de las denuncias realizadas por las ONG sobre las numerosas violaciones de derechos de las personas migrantes y solicitantes de asilo (detenciones prolongadas en condiciones inaceptables, violencia, retornos forzosos, violación del principio de no devolución, etc.), la UE está intensificando la asistencia técnica asignada a Ucrania para que refuerce el control de sus fronteras y su capacidad de detención. Recientemente se han lanzado dos proyectos en esta línea: el ‘GDISC-Ucrania, de refuerzo de las capacidades y asistencia técnica a las autoridades ucranianas para responder eficazmente a las migraciones en tránsito irregulares’, lanzado en febrero de 2008 [1], y el proyecto ERIT (Irregular Transit-Migration), iniciado en junio de 2008. […]

Las relaciones de la UE con Turquía revelan una tendencia semejante. […] En 2005 se lanzaron dos proyectos de hermanamiento en el marco de un plan nacional para la integración del acervo europeo en materia de asilo e inmigración. Uno de estos proyectos tiene por objetivo construir dos nuevos centros de detención en Erzurum y Ankara, de acuerdo con el modelo de centros que ya existen en Turquía y con un presupuesto total de 19 millones de euros, 15 de los cuales serán aportados por la UE. Se trata, por tanto, de una nueva contribución a la exportación de los sistemas de internamiento de extranjeros, cuya ‘carga’ Europa traspasa a sus vecinos sin preocuparse de las condiciones de vida ni del respeto a los derechos de los migrantes en cuestión.»

Extracto de MIGREUROP, Atlas des migrants en Europe. Géographie critique des politiques migratoires, Armand Colin, septiembre de 2009, pp. 77-79.


[1] Este proyecto está concebido para apoyar a Ucrania en su sistema de ‘gestión de las migraciones’, y más concretamente reforzar su política de asilo e inmigración: europa.eu